El doctor Ramón Estruch, uno de los principales expertos en dieta mediterránea, recibió un premio del Instituto Danone por sus investigaciones en alimentación. Se trata del 28º Premio a la Trayectoria Científica en Alimentación, Nutrición y Salud. Fue entregado en un acto en la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la UB. El premio lleva el nombre del Dr. Carles Martí Henneberg, quien fue un miembro destacado del Instituto desde su fundación. Está dotado de 20.000 euros.

Instituto Danone, al servicio de las investigaciones en alimentación

El Instituto Danone, fundado en 1993, es actualmente uno de los principales referentes en alimentación saludable y sostenible. Es una asociación científica sin ánimo de lucro. Se dedica a la promoción de proyectos colaborativos que aborden los principales retos en alimentación y nutrición.

Está compuesto por una comunidad de científicos y profesionales de renombre. Centra su acción en tres ejes: alimentación sostenible, obesidad y envejecimiento activo.

Su actividad en estos años puede resumirse en:

  • 30 científicos distinguidos con su Premio a la Trayectoria Científica.
  • 15 escuelas de nutrición.
  • 7 ciclos de conferencias y Master en Nutrición.
  • 5 seminarios y simposios.
  • 104 becas.
  • 8 ayudas a proyectos de investigaciones en alimentación y publicaciones científicas.

Por otra parte, el Instituto Danone tiene filiales en varios países de distintos continentes, como Estados Unidos y México, Rusia y China, Indonesia, Marruecos y varios países europeos.

Doctor Ramón Estruch, experto en dieta mediterránea

El doctor Ramón Estruch lleva tres décadas estudiando la dieta mediterránea. Sus principales investigaciones en alimentación  se centran en la dieta mediterránea y sus beneficios para la salud. Por ejemplo, una línea es la de los efectos cardiovasculares de la dieta mediterránea. También, los efectos sobre la salud del estilo de vida mediterráneo, entre otras.

Por ejemplo, el Dr. Estruch explicó durante la entrega del premio, que «Diversos estudios científicos han demostrado que la dieta mediterránea es capaz de reducir más de un 30 % el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular».

Recientemente, junto con su equipo de investigación, recibió subvenciones de la Comisión Europea y los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos.

Es líder en la Red Temática «Dieta Mediterránea y Enfermedades Cardiovasculares» del ISCII. Ya lleva publicados más de 425 trabajos científicos.

Actualmente coordina el PREDIMED, que es el estudio multicéntrico de intervención nutricional más importante que se ha llevado a cabo en Europa. Tiene como objetivo evaluar los efectos de una dieta mediterránea hipocalórica combinada con un programa de ejercicio activo y estrategia conductual sobre el peso corporal. Se está llevando a cabo con 6.874 adultos mayores con sobrepeso u obesidad, o que alberguen el síndrome metabólico.

Por otra parte, es Consultor Senior del Departamento de Medicina Interna del Hospital Clinic de Barcelona desde 2002. También, profesor titular de la Universidad de Barcelona desde 1996.

Acto de entrega del premio Dr. Carles Martí Henneberg a investigaciones en alimentación

El acto de entrega del premio se realizó en la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad de Barcelona. Se pudo seguir en forma presencial o a través de Internet. Contó con la participaciones de importantes profesionales y funcionarios, además de autoridades del Instituto Danone.

El Dr. Ramón Estruch pronunció la conferencia «El gran reto del siglo XXI: en busca de una dieta más sana y sostenible».

Durante su alocución, enfatizó en que «la dieta mediterránea es la más saludable y la más sostenible. No hay un planeta B y por eso nuestras recomendaciones nutricionales también deben tener en cuenta el impacto que la dieta causa en el medio ambiente».

También remarcó que, en la actualidad, España es uno de los países con una mayor esperanza de vida y mejor salud cardiovascular. «La explicación a este hecho no es otra que los patrones alimentarios y estilos de vida, que tienen una importante incidencia en la salud mental».

A su vez, mencionó que una dieta mediterránea que reduzca el consumo de carne e incremente el de frutas, hortalizas, frutos secos y legumbres ayudará a mejorar la salud de las personas al mismo tiempo que permitirá una mayor sostenibilidad ambiental.

Por otra parte, una de las preocupaciones que explicó el Dr. Estruch durante el acto surge de sus investigaciones en alimentación. Es la necesidad de conseguir dietas personalizadas, ya que las características genéticas de cada persona hacen que responda de una forma diferente ante productos similares.

«Aunque en este ámbito todavía falta mucho camino por recorrer, ya tenemos evidencias sólidas que apuntan a que la Dieta Mediterránea funciona adecuadamente en casi todos, independientemente de su perfil genético», concluyó.

Tags: , , ,

Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

BIA3 - Aguilas de Valor incalculable