España es uno de los pocos países, si no el único, donde el consumo de jamón es un hábito. Además, el 40% del consumo anual se produce en la época navideña. Por este motivo comienzan a aparecer las ofertas o promociones de patas de jamón en los supermercados. Además, el canal online también se agiliza. Hay varios tipos de jamones españoles, como el ibérico, serrano o blanco.  Los profesionales recomiendan adquirir productos con etiqueta de calidad como DOP o IGP.

Jamones españoles de calidad, un consumo típicamente navideño

Los jamones españoles recuperan su protagonismo en el consumo navideño. Según la Asociación Interprofesional del Cerdo Ibérico, el 40% del consumo de jamón se concentra en las navidades, para consumir o regalar.

Si bien la paralización de la economía durante los peores meses de la pandemia afectó hasta un 40% la comercialización de jamones, los productores esperan recuperar en 2021 las cifras normales. De hecho, la expectativa es alcanzar un 90% del volumen de que se comercializa habitualmente en esta época.

Respecto de los canales, los supermercados comienzan a ofrecer promociones en jamón como Mercadona que incluyó en su catálogo el jamón serrano o ibérico gourmet. Además, el canal online creció hasta un 50% durante el estado de alarma y se prevé que continúe así.

La recuperación también se dará en el precio. De hecho, la caída de la demanda durante la pandemia estuvo acompañada por una sobre oferta debido a la paralización del sector hostelería. Así, los precios tuvieron que bajar para dar salida a la producción.

Nuevos hábitos de compra de jamones españoles

Los productores advierten que el salto online les permitió llegar a un mayor mercado. Así, actualmente el sector está preparado para llevar sus productos a prácticamente cualquier sitio.

Además, la idea de que lo peor del virus ya pasó, acompañada por los niveles de vacunación, llevan a los consumidores a desear recuperar el tiempo perdido y disfrutar. Par esto, las navidades son la mejor época.

Por otra parte, los consumidores adelantaron bastante las compras de fin de año y los regalos empresariales, entre los que los jamones españoles ocupan un lugar privilegiado. Además, se registra la revitalización del canal horeca, que se mantiene con fuerza pasado el verano.

Así, los productores observan un importante aumento de la demanda, siendo algunos de los productos más solicitados los jamones de bellota o el jamón ibérico de la sierra de Huelva.

Los jamones españoles enriquecen la mesa navideña ya sea enteros como loncheados, dependiendo de la habilidad del anfitrión o el presupuesto. De hecho, el loncheado va ganando espacio en los hábitos de consumo, ya que es un formato más versátil y adaptable a las costumbres actuales.

Tipos de jamones españoles

La Asociación Interprofesional del Cerdo Ibérico recomienda, más allá del tipo de jamón a adquirir para estas navidades, que se trate de un producto amparado por una etiqueta de calidad. 

Puede ser una Denominación de Origen Protegida o una Indicación Geográfica Protegida (IGP). De hecho, hay etiquetas para todos los tipos de jamones españoles.

Así, los jamones españoles se clasifican en jamón ibérico y jamón blanco. Esta diferenciación se realiza en función de la raza del cerdo.

Jamón ibérico

Se diferencia por el porcentaje de raza ibérica y la alimentación. Para llevar esta denominación debe contener como mínimo 50% de ibérico.

Una segunda clasificación refiere al tipo de alimentación. Así se encuentra el jamón de bellota, de cebo de campo y de cebo. De esta manera el jamón de mayor calidad, conocido como «pata negra» solo puede ser 100% ibérico alimentado 100% a bellota.

Los colores de los precintos revelan precisamente la alimentación del cerdo: negro para el jamón de bellota 100% ibérico, rojo para el jamón de bellota ibérico, verde para el jamón de cebo de campo y blanco para los de cebo ibérico.

Jamón blanco

Se obtiene de cerdos de capa blanca. Estos se crían generalmente en forma intensiva alimentados con piensos.

Hay varias etiquetas de calidad o tipologías, por ejemplo:

  • Serrano.
  • Del Consorcio del Jamón Serrano Español.
  • DOP Teruel.
  • IGP Serón.
  • Jamón curado.

Estos jamones españoles también pueden incluir en la etiqueta el tiempo de curado, siempre que cumplan con el período mínimo de elaboración:

  • Bodega o cava: 9 meses.
  • Reserva o añejo: 12 meses.
  • Gran Reserva: 15 meses de curación.
Tags: , , , , , , ,

Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

BIA3 - Aguilas de Valor incalculable