La Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos, más conocida como FDA (Food and Drug Administration), está investigando cinco muertes que supuestamente ha causado la bebida energética Monster Energy.

En los últimos ocho años ha habido cinco muertes que se han relacionado con la ingesta de Monster Energy, un refresco energético muy reconocido a pesar de su escasa presencia en los medios de comunicación convencionales. Uno de estos fallecimientos, en concreto la muerte de una adolescente de 14 años a finales del año pasado horas después de que supuestamente ingiriera dos latas de esta bebida días consecutivos, ha sido el detonante de la investigación.

El salto de esta noticia a los medios de comunicación ha tenido como consecuencia la caída de las acciones de la compañía en más de un 14%. La respuesta ante esta situación de crisis en el seno de la corporación no se ha hecho esperar: Monster ha enviado un comunicado en el que afirma que sus bebidas no son las responsables de las muertes.

El pasado lunes, día 22 de octubre, Shelly Burgess, la portavoz de la FDA aseguró que la institución para la que trabaja ha recibido los informes de un ataque al corazón y cinco fallecimientos, acontecidos entre el año 2009 y junio de este año, que podrían estar relacionados con la ingesta de la famosa bebida energética.

Los familiares de Anais Fournier, la adolescente fallecida el pasado año, han demandado a Monster por la falta de información acerca de los supuestos peligros que implica la ingesta de su producto. En la demanda se indica que, tras beber dos latas de Monster Energy en apenas dos días, la adolescente sufrió un paro cardíaco que desembocó, unos días después, en fallecimiento.

En la demanda se achaca la muerte a una arritmia cardíaca provocada por la toxicidad de la cafeína que complicó un trastorno del corazón que la adolescente sufría.

No es la primera vez que las bebidas energéticas se encuentran en el punto de mira de instituciones o personas que velan por la salud pública: En Francia, la venta de Red Bull con taurina ha estado prohibida durante doce años; en la actualidad, y en obediencia a la legislación europea, se comercializa en el país galo, dado que no se han podido demostrar científicamente los efectos adversos que supuestamente se derivan del consumo de taurina, una sustancia prohibida en muchos otros países.

Tags: , , ,

Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Hortiberia Alargado
BIA3 - Aguilas de Valor incalculable