El Boniato (Ipomoea batatas) es conocido por una infinidad de nombres como batata, papa dulce, boniato, patata dulce o moniato.

Existen más de 400 variedades de este tubérculo.

Es una planta de la familia Convolvuloceae, que se ha extendido mundialmente gracias a su raíz tuberosa comestible, de sabor dulce.

Son plantas perennes (pero que se cultivan en forma anual) que prefieren los climas tropicales y subtropicales ya que no se adaptan muy bien al frío.

Se desarrollan mejor en climas con temperaturas suevas (14 a 26 grados C), suelos profundos y bien drenados, aunque con algo de humedad.

Los tallos son cilíndricos, suculentos y trepadores y su desarrollo es rastrero llegando a medir 2 a 3 metros de largo. Generalmente tienen raíces en los nudos.

Las hojas son alternas, muy desarrolladas, de color verde oscuro y tienen forma de corazón. El pecíolo es largo llegando a medir hasta 20 cm.

Las flores tienen forma de campana, son grandes y su color puede ser rojizo, blanco o violáceo.

Los frutos son poco comunes, capsulares, con 1 a 5 semillas triangulares negras por fruto.

Lo más importante de esta planta es su sistema radicular: posee numerosas raíces ramificadas y fibrosas. La base de algunas de las raíces se diferencia y se engrosa considerablemente almacenando sustancias de reserva como el almidón.

Lo que se consume es esta raíz tuberosa que pesa entre 500 gramos a 3 kg y presenta una forma alargada. Su color puede variar y podemos encontrar camotes blancos, amarillos, rojo claro o anaranjados, aunque las más cultivadas son las de piel roja o rosada y carne blanca.

Una vez adquiridos deben ser almacenados sin envolver en un lugar fresco, seco, oscuro y bien ventilado, donde durarán hasta 1 semana. Si la temperatura ambiente es mayor a 15 grados C pueden fermentar o germinar. Una vez cocidos pueden guardarse en el frigorífico por hasta 7 días e incluso más si se congelan.

Se consumen cocidas, asadas en el horno, fritas, en puré, para preparar tartas, suflés o rellenos.

Combinan muy bien con canela, miel, coco, nuez moscada y lima.

Con este tubérculo pueden prepararse mermeladas, confituras, galletas, pasteles, budines e incluso bebidas alcohólicas debido a su gran contenido de sustancias amiláceas y azucaradas.

En China se consumen los tallos y las hojas en diversos platillos, por ejemplo, hervidos con ajo y aceite vegetal y salados antes de servirlos como guarniciones.

En las islas del sur del Pacífico las hojas son cocinadas en agua con crema de coco, chiles, ajo, camarones secos y cebolla.

Se utiliza una preparación denominada “delicia del bebé” que consiste en hojas de camote, calabaza, pescado y crema de coco como alimento complementario a la lactancia materna.

Los principales países productores de camote son: China (casi la mitad de la producción anual del tubérculo), Nigeria, Tanzania, Etiopía, Indonesia, Uganda, Vietnam, Estados Unidos, India y Ruanda.

 

Historia del Boniato

 

Se postula, de acuerdo con datación por radiocarbono de restos encontrados en las cuevas del Cañón de Chilca (zona sur de Perú), que la antigüedad del camote se remonta a más de 8.000 años A.C.

El cultivo del camote se originó en América Central y América del Sur, concretamente en la región comprendida entre la península del Yucatán en México hasta el río Orinoco en Venezuela hace más de 5.000 años. Lo más probable es que la población local haya propagado el cultivo hacia el año 2.500 A.C.

Se hallaron evidencias de la presencia de camote en la Polinesia hacia el año 1000 (específicamente en las islas Cook) y se estima que fue llevado a la Polinesia Central en el año 700 por polinesios que hicieron el viaje de ida y vuelta hacia América. Desde allí se propagó a Hawái y Nueva Zelanda. También se postula que pueden haber sido indígenas americanos los que hicieron el viaje hasta la Polinesia (incluso se menciona el posible viaje del inca Túpac Yupanqui).

Llegó a España gracias a Cristóbal Colón a finales del siglo XV y de allí se extendió a toda Europa.

Desde 2001 existe un programa llamado VITA A (vitamina A para África) para paliar el déficit de esta vitamina en los países africanos. Este programa fomenta iniciativas mundiales y en el año 2003 el premio lo ganó Perú que exportó el cultivo del camote a 7 países africanos.

 

Variedades de Boniato

 

Aunque existen más de 400 variedades de esta planta, éstas son las 6 más comunes:

  1. Camote amarillo: o naranja. Es el más conocido y el más dulce también.
  2. Camote morado: por el color violáceo que presenta tanto su piel como su pulpa. Es común en China y México.
  3. Camote blanco: es el más parecido a las patatas. Es muy rico en almidón.
  4. Camote rojo: es muy común en Japón, aunque no tanto en América. Piel rojiza y pulpa anaranjada cremosa.
  5. Camote del cerro: su nombre se presta a confusión, pero en realidad es una variedad de ñame silvestre. Su piel es amaderada y su pulpa, blanca. Se consume en México y en otras zonas del Caribe.
  6. Camote silvestre: también es una especie de ñame que crece en toda América, donde se usa sobre todo para aliviar los síntomas de la menopausia.

 

Componentes nutricionales del Boniato

 

El Boniato está constituido en un 70 % por agua y un 30 % de materia seca, principalmente hidratos de carbono complejos (70 % de los cuales corresponden al almidón). El almidón se degrada a azúcares simples como la sacarosa, la fructosa y la glucosa y otros carbohidratos indigeribles para los humanos como la celulosa y hemicelulosa que actúan como fibras.

Es un alimento bajo en calorías, a pesar de su dulzura, aproximadamente 115 Kcal por cada 100 gramos, pero de alto valor nutricional. Posee un gran valor proteico por su cantidad de aminoácidos esenciales.

Es fuente de minerales (potasio, sodio, magnesio y calcio), vitaminas (sobre todo vitaminas A y C) y antioxidantes.

 

Efectos beneficiosos para la salud

 

1-    Ayuda al buen funcionamiento intestinal

Su contenido en fibras ayuda a mantener un adecuado funcionamiento de los intestinos por lo que es beneficioso para los casos de estreñimiento. Favorece la depuración del organismo eliminando los desechos del organismo.

2-    Ayuda a perder peso

Por un lado, tiene un alto poder saciante y además un gran porcentaje de hidratos de carbono complejos. El manganeso presente en el camote ayuda a regular el apetito.

3-    Mejora el sistema inmunitario

Debido a su contenido en antioxidantes, vitaminas del complejo B, vitamina C, hierro y fósforo ayuda a mejorar el sistema inmune, protegiendo al cuerpo de las agresiones externas tales como infecciones bacterianas y virales.

4-    Ayuda en el tratamiento del asma y la bronquitis

Sirve como descongestionante de la nariz, los bronquios y los pulmones.

5-    Tiene propiedades antiinflamatorias

Por eso ayuda a reducir el dolor de la artritis y otras enfermedades articulares.

6-    Actúa como anticancerígeno

Su contenido en antioxidantes ayuda a batallas el exceso de radicales libres que propician la oxidación y, por lo tanto, el desarrollo de células cancerosas. Se han realizado estudios en cáncer de colon, intestinos, riñón y próstata.

7-    Ayuda en el tratamiento de las úlceras gastroduodenales

Esto se debe a varias razones: sus propiedades antiinflamatorias, su acción calmante sobre el estómago y los intestinos, su efecto laxante y su efecto antiácido.

8-    Ayuda en el tratamiento de los pacientes diabéticos

Por su bajo índice glucémico ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre y favorece la adecuada secreción de insulina.

9-    Actúa a nivel de la salud cardiovascular

Su contenido en potasio ayuda a disminuir la presión arterial alta (hipertensión arterial). La vitamina B6 ayuda a descomponer la homocisteína que contribuye al endurecimiento de los vasos sanguíneos.

10- Ayuda a proteger el hígado

Mejora el funcionamiento de las células hepáticas para eliminar más eficazmente las toxinas del organismo.

11- Ayuda a prevenir el deterioro asociado con el envejecimiento

Sus antioxidantes retrasarían los cambios neurodegenerativos asociados con la edad lo que ayudaría en ciertas enfermedades como el Alzheimer y el Parkinson.

12- Ayuda a preservar la salud ocular

Las hojas de camote son ricas en luteína que intervienen en la prevención de la degeneración macular (trastorno asociado a la edad que deteriora la mácula y destruye la visión central) y las cataratas.

13- Efectos sobre la piel

La fibra del camote puede usarse para estimular la curación de heridas como quemaduras y llagas por decúbito.

 

Contraindicaciones del consumo de boniato

 

Un consumo excesivo puede desencadenar un cuadro conocido como hipercarotinemia, coloración amarilla de la piel debida al alto contenido de carotenos (también sucede con el consumo excesivo de zanahorias). Es un efecto temporal que desaparece al discontinuar el consumo.

Los pacientes con enfermedades renales deben consumir el camote con mucha precaución ya que, su contenido alto de oxalatos puede favorecer la formación de cálculos renales.

Nunca debe consumirse el camote crudo. Esto se debe a la presencia de dioscorina, una toxina vegetal que puede provocar convulsiones, depresión y delirio, al igual que náuseas, vómitos, diarrea e irritación oral. Esta toxina se elimina al cocinar el camote.

 

 

 

 

 

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.

SAU Ingeniería - Consultoría Estratégica
BIA3 - Aguilas de Valor incalculable
BIA3 Consultores - Consultoría Estratégica