La DO Ribera del Duero entregó durante 2021, 100.421.036 contraetiquetas. Así, batió su propio récord del año 2017 cuando llegó a 97,8 millones. Las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero identifican los vinos amparados por este sello de calidad. Incorporan un número y serie únicos, que permiten la identificación y trazabilidad de cada botella. Estas contraetiquetas complementan las etiquetas de envejecimiento. Las otorga el Consejo Regulador de la Denominación de Origen. Desde otro punto de vista, la cantidad de contraetiquetas otorgadas permite saber el número de botellas comercializadas. Así, en 2021 fueron más de 100 millones, superando todos los récords.

Entrega de contraetiquetas de la DO Ribera del Duero en los últimos años

La entrega de contraetiquetas de la DO Ribera del Duero 2021 alcanzó la cantidad de 100.421.036. Así, se estableció un nuevo hito en la historia de este sello de calidad vitivinícola. El récord anterior fue el de 2017, cuando se entregaron 97,8 millones de etiquetas. Este incremento representa un 2,6% más.

En tanto, el aumento fue del 28,1% en comparación con 2020. Por otra parte, fue mayor en un 12,8% que en 20196, cuando las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero fueron 89.003 millones. Se debe tener en cuenta que 2019 es el último registro pre pandemia, cuando nada hacía prever el contexto de la COVID-19 que se avecinaba.

Según el Consejo Regulador de la DO Ribera del Duero, que este año celebra su 40° aniversario, la comercialización de sus vinos no solo no perjudicó sino que incluso mejoró.

Categorías

Si se analizan las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero por categorías de vinos elaborados, se observa que la mayor parte de las botellas que han salido al mercado llevan la contraetiqueta genérica.

De hecho, son más de 71 millones de botellas que incluyen vinos blancos elaborados con Albillo Mayor, rosados y tintos jóvenes. También, los que tuvieron alguna permanencia en barrica. Sin embargo, no se ajustan a las categorías establecidas oficialmente en el reglamento.

Los vinos de crianza alcanzaron casi 23,1 millones de botellas. De éstos, 5,77 millones salieron a la venta como Reservas. En tanto, la categoría Gran Reserva sumó 456.865 unidades.

Por otra parte se destacó el buen desempeño de los vinos de guarda. Las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero entregadas aumentaron un 24,7%. En tanto, las de Gran Reserva crecieron un 22,2% respecto de 2020.

En líneas generales, los vinos de guarda representaron más del 37% del total de contraetiquetas  distribuidas. De éstas, el 29% fueron Crianza, Reserva y Gran Reserva. Se deben sumar los que pasan más de 12 meses en barrica aunque no salen a la venta, que también se encuentran dentro de estas categorías.

Guía práctica de las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero

Hay distinto tipo de contraetiquetas, cada una de las cuales se corresponde con la clasificación de las partidas de vino.

Por ejemplo una contraetiqueta genérica contiene los siguientes elementos:

  • Año de cosecha. Se adjudica a vinos que contengan por lo menos un 85% elaborado en ese año. En caso de ser menos de ese porcentaje, no puede llevar el año de cosecha.  En este caso, puede llevar la referencia CVC, que indica varias cosechas.
  • N° de serie,
  • N° de botella.

Las contraetiquetas de la DO Ribera del Duero no utilizadas pueden o bien reasignarse a otras partidas, o devolverse.

Hay casos especiales, como un contraetiquetado incorrecto o mermas de contraetiquetas por roturas o pérdidas. Estos casos son controlados por los servicios técnicos de la supervisión.

Cuarenta años de la DO Ribera del Duero

El récord de contraetiquetas de la DO Ribera del Duero 2021 se produce justo cuando la DO Ribera del Duero se apresta a celebrar su  40° aniversario. La fecha exacta es el próximo 21 de julio de 2022.

A partir de las  primeras bodegas y viticultores fundadores se diseñó la filosofía inicial: elaborar grandes vinos que sean el reflejo de una forma de vida, de una manera de entender la tierra, de unos usos y tradiciones ancestrales, de una comarca única.

Así, Ribera del Duero avanza a pasos firmes para consolidarse como una DO versátil, creativa, vanguardista, innovadora y con espíritu propio.

Su vino emblemático son los aclamados robles, vinos jóvenes con un breve paso en barrica. También los rosados o claretes, vinos tradicionalmente jóvenes con algunos años en barrica. Estos dan lugar a rosados de guarda, que junto con los históricos vinos blancos de la DO, elaborados con la variedad autóctona Albillo Mayor, suponen la nueva revolución en Ribera del Duero.

Tags: , ,

Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Hortiberia Alargado