La nueva PAC Política Agrícola Común— ha entrado en vigor el pasado domingo, 1 de enero. Esta guiará el campo entre 2023 y 2027 introduciendo cambios de calado que afectarán a más de 650.000 ganaderos y agricultores. En concreto, España ha sido el tercer país beneficiado, con una asignación total de 47.724 millones de euros. Cantidad que, sumada a las aportaciones autonómica y estatal, hará un total superior a los 50.000 millones de euros.

El domingo, la Unión Europea (UE) emprendió una reforma agraria sin precedentes desde el punto de vista medioambiental. Esta trascendental reforma también conlleva cambios profundos en lo que se refiere a la gestión de los fondos de financiación de la UE.

La llegada de la nueva PAC se produce tras la crisis energética y alimentaria derivada de la guerra en Ucrania. Crisis con un importante impacto en la inflación con el consiguiente aumento de los precios de la cesta de la compra.

En la nueva PAC destacan el incremento de medidas medioambientales y la mayor autonomía de los estados miembros

Como innovaciones de esta nueva PAC, destaca el incremento de medidas para proteger el medioambiente. También la incorporación de un nuevo diseño que concede más autonomía a los gobiernos. Esta política se aplicará a través del propio plan estratégico de cada nación, lo que les permitirá decidir la mejor manera de llevarla a cabo en cada país.

Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, aproximadamente 658.000 españoles trabajan en la ganadería y la agricultura. Según datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) aproximadamente 630.000 productores se beneficiarán de estos programas de ayuda financiera.

España recibirá en los próximos años un total de 47.724 millones de euros a través de los fondos de esta nueva PAC. Esto sitúa a España en tercer lugar, tras Francia y Alemania, en términos de beneficio financiero global. El MAPA calcula que los agricultores pueden percibir un total de 7.150 millones de euros anuales.

Las subvenciones en España representan un 20% de los ingresos agrarios

Esta nueva PAC consta de dos pilares distintos. Uno, proporciona ayudas directas y medidas de mercado, mientras que el otro, está orientado al desarrollo rural. Este pilar consiste en programas cofinanciados por los Estados miembros que incentivan actividades en zonas rurales, independientes o paralelas a la agricultura.

Si se tiene en cuenta la cofinanciación de los estados, la suma española destinada a este proyecto superará los 50.000 millones de euros.

 

Principales cambios que introduce la nueva PAC:

La reforma introduce diversos cambios en la nueva PAC. Primeramente, introduce un nuevo concepto de «eco-regímenes«. Esto supone una asignación del 25% de las ayudas a prácticas que sean beneficiosas y respetuosas con el medio ambiente.

Por otra parte, introduce mayor responsabilidad de los Gobiernos. Tendrán la competencia para ejecutar planes estratégicos nacionales que se adapten a las necesidades y casuística local.

Para adaptarse a la invasión rusa y a los problemas de suministro, la UE ha suspendido temporalmente las obligaciones de rotación de cultivos y barbecho. Dos de sus principales prácticas medioambientales que se seguirán primando.

Para garantizar una distribución equitativa de las subvenciones, la nueva PAC incluye un fondo que proporcionará ayudas financieras específicas para las PYMES, pequeñas y medianas empresas agrícolas.

A partir de 2023, se empezará a aplicar una política de condicionalidad social de la ayuda. A pesar de que será voluntaria al principio, posteriormente, en 2025, será obligatoria. Esta condicionalidad, hecha para garantizar el respeto de los derechos laborales, España tiene previsto ponerla en práctica en 2024.

Esta política engloba el programa Posei para las Islas Canarias, así como una iniciativa de fruta y leche en los centros educativos.

El plan español de la nueva PAC prevé 4.800 millones para ayudas directas

El plan español comprende 4.800 millones solo para ayudas directas. Además, 700 millones para medidas de mercado y 1.700 millones destinados al desarrollo rural. Adicionalmente, una partida de 700 millones reservada exclusivamente para apoyar a sectores en dificultades. Sectores como la ganadería extensiva o los procesos de producción de remolacha, arroz o uvas pasas.

La nueva PAC aumenta las ayudas para fomentar la participación de los jóvenes. La política incluye una bonificación del 15% para las mujeres que se inicien en la actividad. Intervenciones que llegan a 612 millones a través de programas para el cultivo de frutas y hortalizas, la vinicultura, la apicultura y —por primera vez en la historia— explotaciones olivareras de gran tamaño.

La ley de ámbito nacional que regula la gestión de la nueva PAC fue recientemente ratificada y acompañada de dieciocho decretos, ocho de los cuales fueron declarados en la última semana del mes a través del Boletín Oficial del Estado (BOE). Aunque aún quedan dos reglamentos por establecer, no impedirán la puesta en marcha de este plan.

 

Calendario de fechas para presentación de solicitudes y enmiendas por parte de agricultores y ganaderos:

Con la aplicación de la nueva PAC —Política Agrícola Común— el FEGA, o Fondo Español de Garantía Agraria, ha ajustado su calendario de concesión de ayudas. Las principales fechas son las siguientes:

  • 1 de marzo al 31 de mayo: Plazo para la presentación de la solicitud única de 2023 para las ayudas. Este año se ha retrasado respecto a lo que es habitual en un ejercicio.
  • 15 de junio: Fin del plazo para presentar rectificaciones a la solicitud.
  • 31 de agosto: Plazo para que los agricultores, que hayan recibido notificación de incidencias, puedan presentar correcciones.
  • 16 de octubre-30 noviembre: Las comunidades autónomas que lo decidan podrán adelantar las ayudas de 2023 pagando anticipos.

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

BIA3 Consultores - Consultoría Estratégica