España encabeza en ranking de los países que más sufren el ‘garrafón’

0
13

España es uno de los países del mundo en el que más se practica el botellón, el fenómeno social que consiste en el autoservicio y consumo grupal de alcohol en espacios públicos o privados. Una de las justificaciones que más utilizan los defensores de este fenómeno sociológico es la dudosa calidad del alcohol que se sirve en los pub y discotecas. Ahora la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EUIPO) vendría a respaldar este argumento; según se desprende del octavo informe sectorial del coste económico de la falsificación, publicado por este organismo, España es el país más afectado por el ‘garrafón’.

¿A quién no le han servido alguna vez una copa de cuya autenticidad y calidad haya dudado? Las cifras que aporta el último informe publicado por EUIPO no dejan lugar a dudas: España es el país de la UE que más sufre el problema de la falsificación de vino y bebidas alcohólicas, con 263 millones de euros en pérdidas locales y una considerable reducción del empleo en el sector. Se estima que este mercado ilegal, el del ‘garrafón’, provoca unas pérdidas generales a los productores comunitarios que rondan los 1300 millones de euros anuales, lo que supone un 3,3% del total de las ventas del sector.

España supera la media europea

El informe sectorial de EUIPO también señala que la falsificación en territorio comunitario afecta al 4,4% del consumo de bebidas alcohólicas (unos 740 millones de euros) y al 2,3% de las ventas en el caso del vino (alrededor de 530 millones de euros). En este contexto, España presenta unas cifras alarmantes: 173 millones de euros de pérdidas en lo que se refiere a las primeras, y 90 millones en lo que se refiere al último.

A ello hay que añadir que las pérdidas que experimentan los productores españoles se sitúan muy por encima de la media europea, con un 10,4% en bebidas espirituosas frente al 4,4% de la UE, y un 4,8% en vino falsificado frente al 2,3% comunitario.

Italia y Alemania

Pero el problema del alcohol pirata no sólo afecta a España; otros países como Italia, Alemania o Francia también aparecen entre los datos aportados por el informe sectorial de EUIPO. En concreto, los dos primeros países ocupan el segundo y tercer puesto respectivamente en este vergonzoso ranking: los productores italianos tienen unas pérdidas aproximadas de 162 millones de euros anuales, mientras que las pérdidas de los productores germanos rondan los 140 millones de euros.

Francia y Reino Unido

El cuarto puesto lo ocupa la vecina Francia, que ha sufrido una reducción de ingresos en el sector que ha sido valorada en 136 millones de euros. Reino Unido, por su parte, apenas nota los efectos económicos negativos del ‘garrafón’; en concreto, el informe afirma que son unos 87 millones de euros en pérdidas, una cifra que se sitúa por debajo de la media comunitaria.

En este sentido, es preciso señalar que este informe se llevó a cabo antes de que se celebrase el referéndum británico, más conocido como Brexit, que ha tenido como consecuencia la salida de este país de la Unión Europea. Hasta el momento, Reino Unido ha sido el productor principal de este tipo de bebidas en territorio comunitario, ya que posee una industria valorada en más de 5000 millones de euros y acaparaba casi la mitad de las exportaciones. A partir de ahora será Francia, si nadie lo remedia, quien ocupe su posición.

Noticias relacionadas

Vodka Smirnoff falsificado por el IRA

Falsifican los chocolates Wonka de Nestlé

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí